Logos Cabecera
REVISION_ANEXO_C_RECOPILACION_DOCUMENTAL.png

Firma de Carta de Intención para Establecer un Mecanismo de Seguridad de Periodistas

Firma de Carta de Intención para Establecer un Mecanismo de Seguridad de Periodistas

Lunes 28 de noviembre de 2016

Saludos de rigor

El Gobierno del Paraguay, presidido por el Gobierno Horacio Cartes, es consciente de la importancia que tiene para el país la libertad de prensa. La misma que junto al derecho a la libertad de expresión son fundamentales para la vida democrática y para su proceso de consolidación. Y comprende que ambas libertades son los derechos irreductibles de los ciudadanos, pues su pleno ejercicio es la garantía para la vigencia de la voluntad soberana del pueblo, fundamento esencial del Estado de Derecho y de la democracia.

Así funciona la civilización contemporánea. Por eso, con esta firma de la Carta de Intención sobre la Seguridad de los Periodistas, el Paraguay sigue avanzando en el genuino respeto de la libertad ciudadana, a cuyo derecho de opinión pública está sujeto el libre accionar de los medios masivos de comunicación, y el valioso trabajo de los periodistas. En virtud de ello precisamente la Constitución Nacional garantiza, en su Artículo 26, la "libre expresión y la libertad de prensa, así como la difusión del pensamiento y de la opinión, sin censura alguna".

Y porque universalmente el sujeto de la información es el ciudadano, nuestra Carta Magna dispone inmediatamente que "se reconoce el derecho de las personas a recibir información veraz, responsable y ecuánime", para luego agregar que "el ejercicio del periodismo, en cualquiera de sus formas, es libre".

Coincidiendo pues nuestro estatuto jurídico con la Carta de la UNESCO, que promociona la "libre circulación de ideas por medio de la palabra y de la imagen", concurrimos a suscribir este instrumento, en aras de fortalecer a un tiempo las libertades de expresión y de prensa, la pluralidad de los medios y del pensamiento, así como la seguridad de los periodistas. Todo ello, porque tanto el Estado como la sociedad civil, al igual que los distintos medios y actores, tienen la responsabilidad de contribuir al mantenimiento de la paz, la defensa y protección de los derechos humanos, la lucha contra la pobreza y la dignificación de la vida humana.

Siempre, además, hay que enfatizar el irrenunciable deber a la ética, la base sustantiva de la confianza en la comunicación pública y aún de la formación ciudadana.

Estos propósitos y principios la UNESCO impulsa sistemáticamente a nivel internacional. Y en el marco de esas actividades el Subdirector General de Comunicación e Información de dicho órgano de las Naciones Unidas, Frank La Rue, nos acompaña en este acto. No es la primera vez que el Sr. La Rue viene este año a nuestra capital, puesto que acompañó a la Directora General de la UNESCO, Sra. Irina Bokova, en su visita oficial a Paraguay en junio pasado.

Nosotros, los Estados Miembros de la Organización de las Naciones Unidas, en septiembre de 2015, hemos adoptado la Agenda 2030 con los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible, ocasión en que el Presidente don Horacio Cartes reafirmó la voluntad del Paraguay de cumplir dichos objetivos. En este proceso de cumplimiento, la iniciativa que hoy nos reúne defiende particularmente el Objetivo 16 de los ODS, relativo a la Paz, justicia e instituciones fuertes, que nos compromete a "Garantizar el acceso del público a la información y proteger las libertades fundamentales, de conformidad con la legislación nacional y los acuerdos internacionales". Este compromiso y las garantías constitucionales señaladas, nos demuestran la relación interdependiente y estrecha entre la libertad de expresión y el Estado de Derecho.

En este contexto, nos encontramos reunidos representantes de los tres poderes del Estado y la UNESCO, para firmar la Carta de Intención sobre Seguridad de Periodistas. Me complace manifestar que el Paraguay será el primer país del mundo donde los tres Poderes del Estado realizan un acto de esta envergadura con la UNESCO, para unir esfuerzos con miras a promover y proteger la seguridad de los periodistas y luchar contra la impunidad de los crímenes que sufren o pudieran sufrir.

Permítanme reflexionar recordando, lo que su Santidad el Papa Francisco expresara, el pasado mes de septiembre, en su discurso ante el Consejo Nacional del Colegio de Periodistas de Italia en que destacó que “el periodista tiene un papel de gran importancia y al mismo tiempo una gran responsabilidad” ya que de alguna manera escribe “el primer borrador de la historia”. En dicha ocasión enfocó su meditación en tres elementos: “amar a la verdad, algo esencial para todos, pero especialmente para los periodistas; vivir con profesionalismo, algo que va más allá de las leyes y reglamentos; y respetar la dignidad humana que es mucho más difícil de lo que parece a primera vista”. Y siguió diciendo: “Si respetar la dignidad humana es importante en cualquier profesión, lo es en particular en el periodismo, porque detrás de la simple historia de un caso hay sentimientos, emociones, y en última instancia, la vida de las personas”. En dicha alocución hizo votos para que “cada vez más y en todas partes el periodismo sea una herramienta de construcción, un factor de bien común, un acelerador de procesos de reconciliación, que sepa rechazar la tentación de fomentar el enfrentamiento con un lenguaje que avive las llamas de la división, y favorezca, en cambio, la cultura del encuentro”.

Para finalizar, reiteramos nuestra voluntad de seguir respaldando este tipo de emprendimientos, puesto que sabemos perfectamente que la seguridad de los periodistas es una cuestión muy compleja que debe ser abordada de forma multisectorial. El Paraguay dispone de los ordenamientos jurídicos y se ve compelido a que los derechos esenciales de la República se consoliden con una democracia en la que tenga pleno vigor el reino de la libertad y la justicia.

Muchas gracias.